Páginas

11 agosto, 2010

Jabones con Patito de Hule - Pequeño Tutorial


Estos Jabones con Patito de Hule, lucen por si mismos. Los colores amarillos con el azul , hacen un contraste que como imán atraen todas las miradas!  Y hacerlos es muy simple. 
Lo único que se necesita es:
Base de Glicerina Semi Transparente
Colorante Azul
Fragancia Talco de Bebe (o el que gustes)
Patitos de Hule
Molde para Jabón Ovalado o Circular

Siguiendo los pasos básicos de elaboración de Jabón de Glicerina, cortas el jabón, lo fundes, añades color y fragancia al gusto, y viertes el jabón en el molde, y luego colocas el patito de hule. [Lo debes colocar mientras esta fundido (liquido) el jabón de glicerina.]
Cuando ya este solido el jabón puedes desmoldar. Para empacar, lo envuelves con un Film Transparente, como el que se usa en la cocina, y luego lo colocas en alguna bolsita decorada de Celofán, una moñita, etiqueta...Listo ! Tienes un regalo precioso y original, para sorprender a todos ! Puedes cambiar el Patito de Hule, por un Sapito de Hule...Ballenita de Hule, según encuentres en tu localidad.
Todos estos Patitos quieren su jabón para nadar! ...asi que seguiré jaboneando!

3 comentarios:

claudia_ce dijo...

me encantaron los patitos...y en verdad son un primor para un lindo regalito...un beso!!!

Annie dijo...

jajajajajaja
Me encantan los jabones con los patitos. Son bellísimos y muy originales.
Y el jabón de abajo tiene una pinta sana/comestible increíble. Se me cae la baba...

Te cuento: no tengo claro si el jabón se resbalará de la jabonera. Supongo que si la pones inclinada sí, pero por lo demás no tiene por qué escurrirse.
Excepto que, te refieras a un cristal totalmente plano...
Las que yo uso tienen las puntas curvadas.

Me fue difícil encontrar las que quería. Las mías las compré en una tienda de manualidades, pero vamos... Para mí lo ideal sería encontrarlas en alguna tienda de bartijas.

Espero que te sirva de guía.
Un besote.

Kako dijo...

Encuentro que es un regalo precioso!
Que lindos jabones haces, me encantan.
Un beso